straws-1111454_1920

España avanza en la legislación para eliminar el plástico de un solo uso

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on google

El plástico de un solo uso empieza a ver su final. Según un informe publicado por Rethink Plastic, en cooperación con el movimiento Break Free From Plastic, se explican las operaciones que ha realizado cada uno de los países de la Unión Europea, además de las normas implantadas hasta el momento. 

Los países que más han avanzado en la legislación en este asunto son Alemania, Irlanda, Grecia, Suecia y Estonia, con España acercándose a pasos agigantados. En cambio, las naciones europeas que se encuentran en peor situación son las orientales, como Polonia, Eslovaquia, Rumanía y Bulgaria, entre otros. 

España aumenta la eliminación del plástico de un solo uso

En el caso concreto de España, el informe señala que se ha aplicado una gran parte de las normas de la Directiva propuesta pero que, aún queda camino por recorrer. Por ejemplo, deben aumentar el número de medidas de sensibilización a los ciudadanos, para que estos sean partícipes. Además, la recogida selectiva de plásticos y el fomento de ello debe ser un punto importante a tratar. 

La Ley de Residuos y Suelos Contaminados, creada por el Consejo de Ministros el pasado 18 de mayo, supuso un paso adelante en la política de acción de este sector. En esta, según han recalcado los analistas, se cumplen los requisitos relacionados con envases de bebida y comida de plástico necesarios. 

Estos se simplifican en la reducción del peso en envases de bebida y comida de plástico de un solo uso al 50% de cara al 2026 y, posteriormente, de un 70% para el año 2030. En vistas a añadir reglamentos a la Directiva, se ha valorado la adición de puntos voluntarios, como eliminar las bandejas de plástico utilizadas como envase o las anillas de plástico para mantener unidos productos individuales y los palitos de plástico utilizados en diversos alimentos. 

Medidas aún en proceso

A pesar de ello, la pega es que los objetivos establecidos no son medibles, no cuentan con fechas marcadas. Larissa Copello, responsable de campañas de Zero Waste Europe (Residuos Cero Europa), declaró que existen “medidas a medias” en España. Ello, por ejemplo, el cambio de legislación sobre productos cosméticos, “no cierra una economía circular en Europa”. 

Varios ejemplos concretos de España han sido mencionados, como la Ley de residuos y Suelos aprobada en Baleares en 2019. Al igual que ello, los “Sanfermines sin plástico” y “Zero Beach”, en Cataluña. Además, la utilización de botellas rellenables para la sidra local de Galicia, Asturias y Navarra. 

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

Lo más visto

Joker: una vacuna catártica

Joker es una historia bien contada, es una película que me ha sorprendido por la calidad del conjunto, por el trabajo bien hecho.

Lo último